Publicado por el Miércoles, 28 Octubre 2020

Schweppes Suntory España tiene un fuerte compromiso ambiental. Dentro de ese compromiso, su relación con el agua y los entornos acuáticos destaca de manera especial en sus proyectos de responsabilidad social corporativa.

En este marco nació el proyecto GUARDIANES DEL JÚCAR, en el entorno de su planta de concentrados de zumos en Carcaixent (Valencia), con el objetivo de mejorar la calidad de las aguas y ecosistemas acuáticos en la cuenca del Júcar próximos a sus instalaciones.

Una de las acciones llevadas a cabo ha consistido en la rehabilitación ambiental de un tramo del barranco de Barxeta, actuando en una superficie total de 15.085m2. Se han eliminado 3.700m2 de vegetación invasora compuesta por cañas (Arundo donax) y se ha recuperado la vegetación autóctona, tanto del bosque de ribera como de las zonas aledañas.

Las obras se iniciaron a finales de 2019 y se han terminado en mayo de 2020. En total se han plantado 368 árboles y unas 1000 plantas arbustivas y aromáticas. Se han previsto dos años de mantenimiento de las plantaciones, aunque existe el compromiso por parte del Ayuntamiento de ocuparse del mantenimiento más a largo plazo para garantizar su pervivencia.

El proyecto, además, ha recuperado la margen izquierda del barranco con técnicas de bioingeniería y se ha creado una pequeña área recreativa para facilitar el uso público de la zona.

Hasta la fecha se trataba de una zona marginal, en la que además de las cañas invasoras, existían toneladas de escombros y todo tipo enseres tirados o abandonados.

Actualmente se ha convertido en una zona recuperada en la que confiamos que crezca un bosque de ribera y una pequeña área verde natural para la biodiversidad, los procesos ecológicos y para el disfrute de la población. 

  IMG 20200519 WA0021